Aparte del robo de información privada, la webcam y el micrófono son los objetivos que más utilizan para los ataques cibernéticos.
La razón por la cual pueden pasar estos ataques, es porque no es complicado de hacer, el grabar, espiar o incluso robar conversaciones privadas, es una manera muy fácil de hacer hoy en día.
Una vez que los ciberdelincuentes obtienen esta información de sus víctimas, no les basta con publicarlas, sino que piden que estos paguen una cierta cantidad elevada de plata.
Hace poco tiempo, salió a la luz un malware que activaba la webcam solo cuando el usuario de esa computadora se conectaba a una página para adultos. De esta forma, le mandaba las fotos que tomaba automáticamente al ciberdelincuente para que este pueda amenazarte con ellas.
Hoy en día, aparecieron nuevas tecnologías donde el pc permite ocultar la webcam para que estas cosas no sucedan, pero todavía hay que preocuparnos por los dispositivos móviles y portátiles, ya que estos tienen sus cámaras frontales siempre a la vista. En estos casos, es importante que el mismo usuario es que debe prestar suma atención para no descuidar este aspecto y que al final del día aparezcan videos comprometedores circulando por la web.
Algo que paso este último tiempo, es que se pueden utilizar imágenes de las victimas para obtener datos biométricos. Este es otro gran problema de seguridad.

Como hacer que no te espíen a través de la webcam.
Estos son los trucos ordenados del menos efectivo al más efectivo:
LED de la webcam
Los ordenadores que utilizan Mac, piensan que controlan esto, solo al observar si la luz LED de la webcam esta prendida.
Si los atacantes le prestaron atención a esto, hay formas de cambiar el bit que controla el encendido o apagado de la luz de la cámara web.
Esto quiere decir que no podés confiarte de la luz LED, porque podrían espiarte por más que parezca que está apagada.

Utiliza software antivirus / antimalware

Si utilizas Microsoft Windows como sistema operativo, es necesario que tengas un software antivirus de calidad, que podrías combinar con un antimalware y otros programas de seguridad como los anti-exploit.
Este tipo de software pueden evitar ciertos vectores de ataque para usar webcam. Por ejemplo, podrías usar un antivirus junto con Malwarebytes y HitmanPro. Para elegir el antivirus es mejor leer los análisis que lanzan cada año para saber cuál es el más efectivo, puesto que es cambiante.
La solución no es tenerlos instalados nada más, sino que hay que mantenerlos actualizados y realizar análisis periódicos en busca de spyware.

Actualizaciones y contraseñas seguras

Todo lo que esté instalado debe estar actualizado. Esto no te asegura que estarás libre de estos ataques, pero sí podrían tapar algunas vulnerabilidades.

Los puertos y servicios del sistema también deberían estar restringidos. Todos aquellos que no uses los deberías cerrar.
Las contraseñas deben tener más de 8 caracteres, y que tengan algunos símbolos, letras mayúsculas, minúsculas y números.
Ej: ekp1SA78.vt
Es recomendable que sean 20 caracteres.

Presta atención por dónde navegas

Por más que tengas antivirus y el sistema actualizado, no quiere decir que estas libre de los ataques.
Es necesario evitar entrar en páginas raras, ya que estas podrían tener consigo códigos maliciosos, o redireccionarte a descargar algún malware para activar tu webcam sin tu consentimiento.
Las ventanas emergentes o los pop-ups, a veces te avisan que has ganado un premio o te advierten sobre que tu sistema está infectado con un peligroso virus, pero si haces caso a esto, podrías terminar entregando tus credenciales o instalando algún antivirus.

No hagas caso a emails fakes (phishing)

Las amenazas también pueden llegar por email. El filtro de Spam no siempre es efectivo, A veces supuestos correos electrónicos de Correos, de Endesa, de bancos y otras instituciones podrían ser fakes.
La idea de estos phishing es de obtener información privada del usuario atacado o de meter en tu maquina un archivo infectado.
Para evitar eso, asegúrate de que el mail de donde fue expedido este, sea original.

Desinstalar los drivers

Se pueden desinstalar los dispositivos que no utilicemos, en este caso puede ser el micrófono y la webcam.

Tapar / desenchufar la cámara

El más común en el mundo de la seguridad informática es tapar la cámara.
Si utilizas la cámara web USB, solo desenchufa el cable.
Si la cámara web está dentro del portátil, solo ponle alguna pegatina o compra un tapa webcam (Webcam Privacy Cover) que es similar.
Estas son algunas medidas de seguridad para que puedas tomar de ahora en adelante.

Windows permite desactivar la cámara y el micrófono, aunque esto no nos brinda total seguridad.
Es recomendable revisar si el micrófono se puede desactivar manualmente, esta sería una alternativa mucho más interesante.